05 marzo 2006

Creación


En la creación del sol y de los siete planetas sagrados que componen nuestro sistema solar, nuestro Logos em­pleó materia impregnada de cualidades determinadas. Annie Besant, en su libro "Avatares" (que algunos de nosotros consideramos el más valioso de todos los que ha escrito por ser uno de los más sugestivos), afirma que “nuestro sistema solar está construido con materia ya existente, dotada de ciertas propiedades....". Por lo tan­to, se deduce que dicha materia contenía latente deter­minadas propiedades que fueron obligadas a manifestar­se de un modo peculiar, de acuerdo a la ley de Causa y Efecto, como sucede con todo en el universo.
Iniciación Humana y solar

Alice A. Bailey
Eli

0 Comments:

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un vínculo

<< Home